Esa belleza magnética que ejercía su magia embrujaba mis ojos. Una masculinidad poderosa tan