Mis amigos K!

Compartir
Fuimos tocando diversos temas de la vida cotidiana, hasta llegar al TEMA creo yo, que NO SE DEBE TOCAR en una reunión de estas características- POLITICA- y menos cuando delante tuyo tenes a: “TÚS AMIGOS K”!!!!
Por Lautaro Anchorena – Esto me pasó hace un tiempo cuando aún vivía en Argentina. Noche en el campo, divina, viendo algo de tele y el mal tiempo en Buenos Aires, amigos que están por llegar a comer un asado, la vamos a pasar muy bien, por el entorno que tenemos, porque ya hablamos que es un “vale todo” así que después de comer todos en bolas a la pile y que pase lo que pase… 
Con mi chico, andamos excitados porque estamos saliendo hace poco, y estamos ensayando el tipo de vida que querríamos al vivir en Buenos Aires, creemos que lo importante es ser amigos en una pareja y que lo sexual debe ser abierto, así que procuraremos que el otro esté bien, pero si hay terceros mucho mejor.  Ambos tenemos amigos con “derecho a roce” y organizamos esta reunión viendo a quien invitábamos, quien podía tener onda con quien, las edades, los gustos, cuantos activos, pasivos y bisexuales… Todo estaba bajo control, igual nos habíamos olvidado de una regla importante a tener en cuenta en este país. El fin de fiesta no sería el mejor, para estos quince invitados.
Todos llegaron puntualmente viajando desde Córdoba, estamos en un campo a 300 km de la Capital, por lo que los invitados llegaron en caravana de seis autos.
Arribaron, nos abrazamos, nos tocamos –para que negarlo- algunos vestían mas formalmente otros ya venían en short o malla y se empezaron a tirar a la pileta, casi todos amigos de acá de Córdoba que por vivir en Buenos Aires no vemos en el año.
Relajados con copas de vino, cervezas y esperando que se haga el asado, fuimos tocando diversos temas de la vida cotidiana, hasta llegar al TEMA creo yo, que NO SE DEBE TOCAR en una reunión de estas características- POLITICA- y menos cuando delante tuyo tenes a: “TÚS AMIGOS K”!!!!

Estos amigos tan defensores del modelo, que parecen haber pasado por el cirujano de cerebros, vienen a discutir sobre como “profundizar el modelo”, a decirnos que debemos estar con Cristina porque ahora que es viuda, no debo – YO NO DEBO- olvidar que nos dio la posibilidad de casarnos, la ley de matrimonio era de Cris y ella como un hada buena de cuento nos la regala para que podamos ser ahora putos casados.
Les explico que creo que eso no ha cambiado mucho sobre como el “resto” de la sociedad ve a los gays, pero ellos me atacan ahora diciendo que por ella tenemos dignidad, que ELLA nos devolvió la militancia. La MILITANCIA!! Que hijos de puta! Mis amigos son todos cajetillas que en la época de Menem se iban a Miami o a París los fines de semana y aplaudían las políticas de María Julia Alsogaray,  si ahora hay que ir a militar a algún lado mandan a la mucama, que ya tiene algún subsidio.
Les comento que a pesar de que el matrimonio Imperial KK no NOS cuenta como es que de una declaración jurada a otra su patrimonio se incrementó en 55 millones de dólares, no quieren a los de su clase – o sea la clase a la que pertenecen mis amigos, que tienen calles, pueblos y ciudades con los apellidos de los antepasados que tal vez tuvieron en el ‘40 que soportar los ataques de la reina de los descamisados que odiaba a la oligarquía, Evita.
Matu Alzaga Unzué me dice que Cristina es divina porque se viste correctamente y las Vuitton que usa son lo más, más allá del derrape cerebral, también les cuento que he seguido a la comitiva presidencial mandado por el diario en su gira europea y que me daba mucha vergüenza reconocer que era argentino porque sabia de lo mal tratada y mal vista que era dicha comitiva, sobre todo después que Cristina le dijo a una corresponsal del diario Spiegel que había sido secuestrada varias veces por la dictadura allá por el 77, algo que ni los hijos le creen, menos en Europa, la misma Casa Rosada salió después a desmentir pero el mal estaba hecho.
La noche se fue poniendo álgida, las cosas no estaban como al principio, algunos de mis amigos también marcaban su postura diferente a el grupo K, pero eso no nos podía arruinar la velada, así que decidimos cambiar de tema, algo que no se pudo sostener mucho tiempo, porque Ricardo Paz (descendiente del mismísimo General Paz, que le diera glorias a Córdoba) decidió levantarse he irse, llevándose con el a varios de los representantes ilustres de la Patria Sojera, que Cristina odia, después de la 125 ¿?

No sin antes pedirme por favor que les diera un poco de cash porque ellos no habían podido sacar de sus respectivas cuentas por cajero desde Córdoba hasta Río Cuarto y que las estaciones de servicio no aceptaban tarjetas de Crédito, a esta altura de la soireé, no daba para hablar de la impericia del gobierno para imprimir dinero, basándose en un costo de vida el que marca el Indec al 9% cuando la demanda real de cash se efectúa al 27%, el costo de vida real.

 No habían pasado más de dos horas desde su llegada, así las cosas se redujo la cantidad de platos en la mesa para 8 solamente y fueron infructuosos los esfuerzos para poder unirnos por lo que teníamos antes de los K, una amistad que supimos comenzar allá en la infancia en el colegio Carbó, esa amistad que no sabemos que futuro tendrá, como este país.

Y ahí me acordé de lo que le pasó a la rana a la que pusieron en una olla con agua fresca… ¿Qué pasó? Nada, la rana estaba a gusto. Acto seguido le prendieron  la hornalla  y el agua se entibió y la rana siguió contenta, el agua se siguió  calentando y la rana no se dio cuenta porque se acostumbró poco a poco al calor y finalmente la rana murió cocinada porque jamás se percató de los cambios a los que se le estaba sometiendo… se acostumbró y murió. Me parece que muchas veces la gente se acostumbra a lo que tiene delante y se sube a un discurso vacío solo por que es moda y queda bien. Snobismo político.

L@s poderos@s de esta sociedad saben muy bien que no podrían regir la sociedad directamente como a ell@s les gustaría. Por eso nos conducen hacia sus objetivos gradualmente, sin prisa, pero sin pausa.
Hoy en día creo que aún conservamos esa capacidad de reacción cuando nos agreden clara y fuertemente. Por eso, quienes tienen la sartén por el mango no suben la temperatura de golpe. Nos van agrediendo poco a poco: caos cotidiano, falta de dinero, esquizofrenia en el discurso, el INDEC 9%  y la inflación real al 27%, la política de DD.HH que está diseñada para gente desaparecida pero no para los vivos y la desprotección de la vejez, la mortalidad infantil, etc. Yo me pregunto: cuando la presión sea ya insoportable ¿será entonces demasiado tarde para saltar?
Lautaro Anchorena

Periodista, fotógrafo y argonauta de la vida, noviando con Diego, CEO fundador y editor de este sitio, ahora devenido en pagina, que mantengo y desarrollo con un grupo de gente maravillosa, al que le brindo dedicación exclusiva desde el año 2009.

Compartir
Latest Comments
  1. Jose Accion
  2. gabo il capo
  3. Anónimo
  4. Anónimo
  5. Juan
  6. Anónimo
  7. Anónimo
  8. Albert Sanger

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE