usandbath.com

Los cines XXX que he recorrido.. Y algunos que ya son historia…

Compartir

Tulipan
Tulipan
Leyendo acá me puse a recordar los cines que he recorrido, y me doy cuenta que en la cuenta a la distancia fueron muchos. Es una suerte porque creo que a algunos los agarré en su esplendor. Por ejemplo el de Liniers que estaba y debe estar realmente muy descuidado, algo que hace al acervo cultural de ese antro.

Algunos que recorrí y todavia podés conocer:

Quizá sea un poco cara la entrada para el “servicio” que se ofrece. Los baños, uff una canillita toda suelta para lavarse las manos cuando venís en bondi, y si te estas tocando la pija, y hacer las cosas mas higiénicas, pero he disfrutado del sexo ahí. Chupe mi primera pija, tendría unos 14 o 15 cm dura, me calentó mucho, me gusto demasiado, y me acabo en la boca, exquisito.

Cine Liniers , por lo anteriormente contado es la misma mugre, misma marginalidad … que tanto valoro y tan bien me hace.

Me había quedado caliente de no chuparla en el Nuevo Victoria, una tremenda pija de fácil 22 cm, que el dueño me la bailoteaba al lado mio y yo la miraba pero no me anime, y la primera pija que se me ofreció le entre con ganas. En la misma semana, un muchacho con una pija gorda y larga. la saboree como nunca, rica rica, hasta la garganta besitos y saborear esa cabezota, lo hice acabar con una rica paja, hasta ver su lechita salir con intensidad. Los sábados había un señor que traía un bolsito con juguetes, y amaba pajearme y ponerme un consolador en el culito, con forrito y lubricante, me sacaba la lechita…

Lo encontré 3 veces, a principio de año un flaco se me sento al lado y vio que me estaba re pajeando con la peli, y me llevo adelante, me la chupo un ratito, y me dijo, me sacas una foto con tu pija en mi boca. FLASH!! y registro fotográfico. después me dio un forrito, me ofreció la colita, y 5 minutos de bombeo, hasta que le acabe en esa colita, depiladita, me decia: ¡Papá, cuanta leche, no la saques! Y me apretaba contra su colita, el piso esta muy sucio, maderas escaleras apoyadas contra las paredes. no hay buena calidad en la pantalla, pero no hay mucho para elegir por la zona.

Quizá el de Ciudadela que esta un poquito mejor, yo con mi 1.80 m. no entro en las butacas de abajo, fui dos veces a ciudadela y no encontré lo que buscaba, es decir algo de acción. La ultima vez se me sentó un chabon al lado, yo estaba con la pija afuera, la toco un poquito y se fue. Quizá no le gusto mi pija. o esperaba que lo siguiera, no se, pero no conozco el piso de arriba. Quizá tenga un poquito mas de acción.

Mi primer cine fue el Multicine, cuando entre, ver una pantalla con un culo gigante, me hizo dar cuenta que era lo que andaba buscando, esa primera pelicula era, triple penetración . por el culo, la concha y la boquita. Pero no sabia como era la onda del cine todavía. Yo me ponía un jogging, que era mas cómodo, para manosearme mi chota. Veía gente y deambulaba, y no entendía mucho.
En el viejo Victoria fue la primera vez que me pajearon en un cine, disfrute a lo grande, había un señor de peluca y bigotes, que mamaba todo lo que podia, jóvenes, grandes, uno detrás del otro, vi como se arrodillaba delante de un flaco y lo mamaba a full.

Para mis primeras veces, eso era demasiado, despues me di cuenta que era normal. despues de un tiempo no lo vi mas al muchacho de la peluca. Así tengo decenas de anécdotas en los cines, me gustaba de verdad el viejo Victoria, me sentaba en la ultima fila y dejaba siempre un asiento al lado mio, como tirando la onda para que se siente alguien. Espero que sirva mi relato para conocer mas de los cines.

Y para aquellos que tienen nostalgia tetera de cine, de aquellos en donde muchos pasamos buenos momentos, les dejo este listado para recordar y NO llorar sobre la leche derramada! 

Cines xxx que ya no están.

  • Clausuraron el cine ABC

    Cine de Yerbal en Flores, era un cine que estaba sobre Yerbal, a metros de la plaza. Tenia dos salas, se la pasaba bien. Eso si, habia varios travestis trabajando. A lo mismo que el de Once, iba mucho obrero a descargar. Los miércoles explotaba. Ya no existe más.

  • Cine de Rivadavia y San Pedrito. Otro gran cine que cerró. Tenia dos salas, varios reservados y el baño era enorme. Es más, en un cuarto del baño, había un puff. Si habré visto tipos en 4 patas arriba del puff recibiendo pija a morir. Lo mismo sucedía en la parte de atrás del pasillo que te llevaba a las salas, había bancos y era un cogedero.
  • Cine de Urquiza, en la calle Baunes, estaba cerca de la estación de Urquiza. Fue el primer cine en donde vi que proyectaban películas de zoofilia (si, leíste bien). No era la gran cosa, pero para una descarga rápida servia. Ya no está más.
  • Cine en Constitución, Salta y Garay. Tal vez el mejor de la lista. Muy morboso ese cine. Tenia el baño al final de la sala, y la acción ocurriá en las últimas butacas. Como desde las butacas se veía el baño, siempre aparecía alguno mostrando la pija dura, o el culo. Había mucho travesti. Se la pasaba bien. También cerró.
  • Cine Hall, Diagnal Norte y Cerrito. ANTOLOGICO! Era un excelente cine, con bar. Tres salas. Una gay, una de lesbianas (duró poco tiempo) y una hetero. Baño amplio, donde se podia coger tranquilo. Fue el único cine en donde vi entrar parejas de mujeres o mujeres solas. Pero obviamente, no duraban mucho. Cuando cerraron la sala de lesbianas, no proyectaron más películas, con lo cual, el lugar se convirtió en un enorme reservado. Era un cogedero. Hasta había gente totalmente en bolas, andando por la sala.
  • Cine de la calle Urquiza e Hipolito Irigoyen, en Once. Tenía dos salas, una gay abajo y otra hetero arriba. Se la pasaba muy bien. No sé porque había mucha travesti de onda. No cobraban. El mejor dia para ir era los domingos a la tarde. Ya no está más.
  • Cine de la calle Mitre y Montevideo, estaba en el subsuelo de la galería. Tenia una sala y un baño amplio. Se la pasaba bien. Pero era más para ir, pelar, acabar y salir. También cerró.

Estaría bueno una sección para el recuerdo… con los viejos cines que ya cerraron: El viejo victoria, el Podestá, los de la terminal de Retiro, el de la calle Urquiza en Once, el de Bartolomé Mitre, el de la calle Libertad, los de Flores, etc…
Me estoy olvidando de alguno ?? Si es así y vos te acordás, pasanos la data para ir armándola. 

Tulipan

Diseñador gráfico, bi, curioso de amplio espectro que anda por todos lados buscando calmar sus ansias de sexo y más. Corazón de cine porno. Siempre listo para lo que guste mandar, desde sexo del más guarro hasta una buena charla entrada la madrugada. Cordobés. Buen tipo, en busca de un mañana mejor…

Compartir

3 Replies to “Los cines XXX que he recorrido.. Y algunos que ya son historia…”

  1. Cuantos recuerdos me traes del viejo cine Victoria, sobre avenida de mayo.
    Es en el que chupe mi primer pija, y me cogieron por primera ves.
    Me acuerdo que fui varios días hasta que me anime a empezar a hacer cosas.
    Nos parábamos atrás de las butacas a metían mano a full. Después ya me anime a mas.
    lindos recuerdos, había lugar atrás de la pantalla y también había acción ahí.
    la desesperación que me agarro cuando vi que lo habían cerrado, y después descubrí que estaba a la vuelta, jaja, pero ahí ya es otra historia.
    Algo escribí en otros comentarios.
    Saludos. Que lindos recuerdos.

  2. El de Rivadavia, a metros de San Pedrito, era una gloria. Lo conocí y frecuenté a mediados de los noventa, cuando se llamaba “Blue”. Recuerdos imborrables. El boletero era macanudísimo. Yo iba los viernes al atardecer, saliendo del laburo, y me pasaba ahí toda la noche, hasta la mañana siguiente. Los cuartos del baño eran enormes. Había mucha actividad, buena y discreta. En las horas de la madrugada, cuando se ponía más tranqui, podía tirarme en una de las butacas contra la pared a dormir un rato y nadie molestaba, para después despertarme y volver a darle. O que me den, jeje. En los pasillos con sillones se podía hablar tranqui con alguien, fumar, tomarse. A veces, hasta le avisaba al boletero, salía a comprar una lata de birra, tomar un café o comer algo, y volvía a entrar.
    Después cambió de nombre, a “Cinema Flores”, y seguro también de dueño. Había dos boleteros nuevos, dos tipos grandes, toscos. Una noche llegué bastante tarde y cuando voy a la ventanilla a pagar la entrada se estaban dando entre ellos.
    Fue cayendo en picada, hasta que se cerró. Siempre que paso por ahí (hay un gimnasio), lo recuerdo con nostalgia. Por lo menos una porno local, de cabotaje, se grabó ahí.

    Ahora me acordé del que estaba sobre av. San Juan, cerca de Virrey Liniers. Habré ido un par de veces. Estuvo bastante tiempo cerrado, reabrióen forma breve y pronto cerró definitivamente. También estaban las dos salas en la vieja Terminal del ómnibus de Retiro, en el primer piso al fondo, antes de que la ampliaran. El baño en medio de las salas no era tan grande, pero perfectamente limpios. Ahí sí nos podíamos poner completamente en bolas. Estoy hablando también de los noventa, y con esto me deschavo la edad.

    Adhiero a la propuesta de la sección para el recuerdo. No para vivir de imágenes del pasado, sino para conservar la buena memoria. Abrazos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE