Historias entre vecinos. Este sábado estoy solo en casa…

Compartir

Hace poco me paso algo alucinante con el vecino que vive con su mujer e hijos en el contrafrente, el es del “F” y yo del “A”. Hace tiempo que lo tenia fichado (para que se den una idea es muy parecido al –Poroto- Cubero, no es guauuuu pero tiene una buena pinta de macho)…. La onda es que nos cruzamos siempre en el ascensor, hasta que un día venia de jugar a la pelota, por como estaba vestido y yo no paraba de mirarle el bulto…

Hasta que se dio cuenta y me dice: ¿Que miras puto??? ¡Uh! –pensé- acá me caga a palos, pero la onda es que paso unos meses y tenia miedo de topármelo…Hasta llegaba a dar una vuelta manzana si lo veía en el hall. Pasaron aproximadamente 2 meses, después de aquella tarde, yo todos los días trataba de verlo, cuando sabia que estaba él, iba a comprar al chino y me lo tope caminando con su hijo; cuando me vio en la vereda se agarro el bulto y me guiño el ojo!

Yo dije: Vi bien???? ¿O es producto de mi imaginación?

Estaba muy muy caliente, solo ese gesto alcanzo para que me masturbara muchos días. Una noche volvía a casa a eso de las 2 de la madrugada, a mi departamento y al llegar a mi piso justo sale él de su depto a sacar la basura en bóxer!!!!!!!!!!!!! (El cuartito donde se deja la basura, esta al lado del ascensor hacia el lado de mi dpto. las torres “A”, o sea que el tiene que cruzar todo el pallier).
No saben… terrible… mal… lo mire al bulto directamente y ni me saluda…yo voy para mi puerta y escucho que me dice: “A vos te cabe la pija mas que la milanesa….”

Ehhh? Perdón?

Y pude lograr que me deje una sonrisa. Se puso en una pose bien de macho apoyado en su puerta con los brazos cruzados y me dijo…. Deci que estoy casado porque si no… y yo –tomando valor, le contesté: eso no es ningún impedimento, es mas, vi que tu jermu esta embarazada a punto de parir y seguro que ni la pones… con eso logre más risas… mientras pensaba: este ya esta adentro!

Le propuse tomar una cerveza en calidad de amigos, ya que note que estaba solo… Me dijo: pareces un pibe copado y buena onda, y además tengo sed…. Listo!!! No saben como me latía el corazón. Empezamos a tomar la cerveza y veo que me empieza a mirar…. yo estaba súper feliz. El tiempo empezó a pasar y mis deseos de verga me mantenían ahí –intactos-, sentado, esperando…. Cada tanto tiraba temas de sexo y se ponía al mango la cosa y en una me pide ir al baño así que al toque puse en la compu una porno bien hetero con buenas minas, ya que me di cuenta que estaba tomadito por como caminaba….

Al salir se da cuenta de la porno y me hago como para agacharme y entonces el me agarra de atrás, me abraza por debajo de mis brazos y me agarra el pecho una con cada mano, mientras obviamente me apoya la verga en la cola y me la refriega, y me dice – Como no voy a venir a darte verga, puto…Listo, ahí ya estaba recontra caliente, así nomás, como estábamos, apoyándome caminamos hasta la habitación , en el trayecto me decía al oído: Tenes ganas de pija putito, eh? Tenes ganas de que te rompa la colita bebé?? Y muchas cosas así, bien guarras …. (Cosas típicas de hetero que quiere sodomizar a otro flaco) que yo no contestaba porque estaba muy caliente, y medio asustado, porque sabia que no me iba a aguantar esa verga en la cola, y era obvio que sabía que me la iba a querer meter!

No era laaaaaa pija larga, pero si venia muy gruesa. Llegamos al dormitorio, se para frente a mí, y me dice: chupala! El solo se quedo parado, así que lo empecé a tocar, y enseguida fui a la pija, que ya estaba media parada, pero que se le re marcaba en el pantalón, y eso me re calentaba. Le baje el bóxer, y ahí nomás me la mande todo lo que pude!

Me dejo chuparla un buen rato, esta vez se notaba que no tenía ningún apuro, me agarraba la cabeza y me la mandaba hasta la garganta, se la agarraba y me pegaba en la cara, sino esperaba a que este llena de saliva y me la refregaba por toda la cara, y me decía que la chupaba lindo, que era re putito, y lo que mas me asustaba -me decía: Prepárate putito, porque de acá no salís sin el culo roto!!

A mi me re asustaba, pero no quería dejar de chupar esa verga, estaba como extasiado.

En un momento me la saca de la boca, y se empieza a sacar el pantalón, que lo tenía en los tobillos, y me dice, dale desnudate…Yo re cagado me saque el pantalón, me senté en la cama, con el bóxer puesto y con una remera y el se puso en bolas y su imagen a trasluz era impactante, la verga colgándole todavía me parece verla, y me dice: Dale putito, sacate todo, y se acerca y me ayuda a sacarme el bóxer.- A ver… como está esta colita, entonces me hace arrodillar y darme vuelta, después se arrodilla atrás, y me empuja para que quede con el tórax sobre la cama, y siento por primera vez sus dedos por mi cola, sin muchos preámbulos, derecho al agujero, siento que me frota algo…

Bueno ya está, vamos a ver que tan putito sos. Enseguida nomás, siento esa cabeza entre mis glúteos, me asuste pero la sensación de sentir su verga en mi culo era mas fuerte, baje la cabeza, mordí el acolchado y siento que me empieza a empujar…No aguante nada, parecía que me iba a matar, ante el primer intento nomás quise zafarme, me estire y quede acostado en la cama, le dije que me dolía, pero el enseguida se me subió arriba y me dijo: aguanta putito, no querías pito vos? Y otra vez empuja, y me duele, no podía entrarme todo eso, grite, me volví a tratar de correr, quede ahora con el culo y las piernas en la cama y el tórax y cabeza colgando con los brazos en el piso. ¿Adonde vas a ir? De acá no te escapas putito. Me volvía a agarrar y me la volvía a empujar, creo que esa vez me entro la cabeza, porque me dolió mucho, pegue un grito, y el me dijo: aguantá un ratito así, quedate quieto que te la vas a comer sólito bebe. Aguante, el no la sacaba, no la movía, me sostenía con fuerza, pero cuando intento empujar un poquito sentí que me partía, así que medio fuerte me moví y escape gateando de él.

Se acomodó en la cama, con las piernas abiertas y boca arriba, yo en el rincón de la habitación en el piso y me dice: Vení putito, vení a chupar. Y se la sacudía con la mano! Yo estaba ahí re cagado, pero no podía resistirme a chupar esa verga, así que me acerque y empecé a chupársela.

Fue un rato nomás, porque enseguida me da vuelta, quedo boca arriba, con las piernas abiertas y el en el medio!

Cuando estamos así me vienen muchas ganas de darle un beso en la boca, -lo intenté- pero el me agarra de los pelos, me esquiva y me pasa la lengua cerca de la comisura de los labios, y me dice al oído: ¡Ah, ya se lo que querés vos…! Querés ser una mujercita, que te de besos…

Bueno, entonces te la voy a meter como a las minitas, como si fuera una conchita, así como estas.

Nunca me beso, pero si me acariciaba las tetillas, y eso hacía que yo le obedeciera todo, las abrí, a pesar de saber lo que venía, y efectivamente vino de nuevo. Empezó a empujarme la cabeza, y de ahí abajo si que no podía escapar… me dolió, grite, medio que llore… pero el no paró hasta tener la cabeza adentro.

”Ya está puto, ya te comiste la cabeza, ¿no querías esto?” Todo me lo decía cerca de la cara, -susurrándome- pero sin beso. -Ahora te toca a vos, yo me quedo así como estoy, quieto y vos te las vas metiendo, y si podes, te voy a dar todos los besitos que quieras, vas a ser mi “hembrita” Casi me muero cuando me dijo así, y le dije que me iba a doler, que no iba a aguantar y todo eso, pero el me dijo: vos relajate, callate y anda haciendo fuerza de a poco, tomate tu tiempo, pero inténtalo, porque sino, voy a empujar yo, y eso va a ser peor!

Me agarre de su espalda y empecé a tratar de comérmela, increíblemente me mande mas de la mitad, y después el me empezó a sacudir. No disfrute un carajo, me hacia mierda, me re dolía, sentía que me desmayaba, pero estaba re feliz. Trataba de besarle la boca, pero el me esquivaba, solo me paso la lengua una sola vez por los labios. En un momento se me acerco a la oreja y me dijo: “Te dije que de acá salías con el culo roto putito… Esto era lo que querías, te gusta tener una verga en el culo… puto?” 

Después de un rato bastante largo, calculo que media hora, me acabo en la cola, adentro, eso creo que fue lo único que disfrute de la cogida, porque me encanto sentir la leche en la cola
Me la saco y se fue al baño, sin decir ni una palabra, yo me quede ahí, la leche se me quería salir de la cola, pero yo no quería soltarla porque no quería manchar la cama, pero me daba vergüenza preguntarle que hacer, cuando sale del baño, y con la mano apretándome el agujero del orto me meto yo… el me ve y se caga de risa… -Se te cae la lechita puto, me dijo cuando le pase al lado.
Yo me metí al baño, y me senté en el inodoro, porque pensé que me cagaba, pero no, era su leche, la saque, y después me toque el culo, me re ardía. Se prendió un pucho, se puso la ropa y se fue…

Hace unas semanas fue papá… y creía era el fin de todo….hasta hoy a las 17 hs que tocó mi puerta y me dijo: este sábado estoy solo en casa…

Relatos de los lectores

Un lugar para que todos esos relatos que sean fantasías o no, puedan materializarse y compartirse con todos los demás… Historias que se repiten, pero que tienen el condimento único del que las escribe y las vive, Historias increíbles, y otras que se suman a una terrible y única realidad. Tus historias.

Compartir

4 Replies to “Historias entre vecinos. Este sábado estoy solo en casa…”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE