El viaje de Johanes. Pajas alemanas.

Compartir

veteranoEsto me pasó hace 4 años, mi edad era 16 y a en ese momento me fui a vivir 1 año y medio a Alemania en la casa de una familia de ahi (todos hablaban alemán obviamente).
A unos 8 meses de haber llegado yo ya hablaba el idioma muy fluidamente y ya tenia mi grupo de amigos armado, todos de mi edad pero muy diferentes físicamente, eran altísimos, muy blancos, ojos hermosos y unos lomazos increíbles, los bultos espectaculares.
Vuelvo al relato, un día suena el teléfono, era un amigo de Georg (el señor q me alojaba en su casa, una persona sumamente amable, inteligente y de la cual nunca sentí nada más q afecto de padre e hijo). Hacia tiempo q no hablaban y entonces se pone al tanto de que había alguien de Argentina viviendo con ellos, entonces pide hablar conmigo. Yo pensé q quería hablar en alemán, pero no, hablaba español perfecto porque tiene una fundación en Colombia que ayuda niños carenciados; fue una charla nada particular y después le devuelvo el teléfono a Georg. Ellos siguieron hablando y quedaron en invitarnos a una cena la semana próxima. Este hombre se llama Alec, en ese momento me triplicaba la edad, y a su profesión la voy a mantener en secreto.
Alec vivía con su novia a unas 5 horas de donde vivíamos nosotros. En la semana previa a nuestro viaje me había intercambiado unos mails con él, en donde notaba algo raro, como un interés en mi, yo ya había tenido mi primera vez con un hombre pero no estaba acostumbrado a entender un chamuyo (menos, el de un alemán). La cuestión es que me empezó a entrar un poco de miedo, tenia miedo de que sea un violador realmente jajaja. En esos mails no me había pasado fotos de él así que no tenia idea de cómo era físicamente.
Llegó el día y viajamos, en el auto eramos Georg, su señora y yo. Llegamos al edificio donde vivia Alec, se habian hablado por teléfono con Georg y él estaba llegando. De pronto veo que Georg le sonrie a alguien, me doy vuelta y estaba a 3 metros; lo vi y lo primero que pensé fue “si este me quiere violar que me viole”. Era alto, flaco, marcado, ojos celestes y estaba vestido con un jean de Armani y una camisa celeste espectacular. Lo único q me la bajaba era q era un toque canoso pero tampoco demasiado.
Para hacerla corta lo q hicimos fue charlar todos, dimos una vuelta por la ciudad, cenamos temprano y Alec me invito a quedarme a domir porque al otro día había un evento de patinaje sobre hielo (era invierno). Georg y su mujer debian irse por trabajo asi que me dejaron.
Se hizo de noche, estábamos solos en el sillon Alec y yo mirando TV y charlando sobre la vida y proyectos hasta que me empieza a preguntar si tenia novia, y le dije q no (pero no le dije que era gay), le dije q las mujeres no me daban bola (a ver q me decía) y me respondió “no, tu tienes una buena figura” a lo que yo respondo “vos también”, se rié y acto seguido apoya su mano sobre mi rodilla!
Chicos, los nervios q me entraron a mi cuerpo eran tremendos, era miedo lo q tenia jajaja, no lo podía creer y no sabia cómo reaccionar. Pero me hice el boludo y le preguntaba por su “novia” y él me dijo q estaba en casa d sus padres xq tenia su madre enferma (era una mentira descomunal). Seguimos charlando y me dice “sabes que hago buenos masajes?” y yo le digo “a si ?” y me dice “sí, te puedo hacer si quieres un rato”. Acepto. Estábamos en el sillón, él se levanta a buscar algo, vuelve, con una toalla y una crema. Me saco la remera y me pongo boca a abajo (yo de físico vengo bien, soy un pibe atlético y considero q tengo buen lomo, pija normal gorda y cabezona y buena cola, soy versátil pero más activo). Comienza el masaje, muy bueno, sus manos empiezan a bajar, y me masajeaba cerca del culo, entonces le digo “me saco el jean mejor?” y me dice “bueno”.

Me lo saco y sigue con el masaje, se me empezó a parar la pija obviamente y en un momento empieza a masajear mi cintura y los bordes de mi cadera y me toca la punta de la chota sin querer ! Y me dice “si tienes una erección no tengas vergüenza, es normal que pase en un masaje” y no le respondí de los nervios que tenia (ya sé, soy un pelotudo, es que en ese momento tenia mucha vergüenza). Me empieza a masajear el culo de una manera tremenda, tenia una excitación impresionante la poronga mía era una piedra.

Me dice: “si quieres puedo hacerte otro tipo de masaje” y yo le digo “cual?” (jajaja era Karina Jelinek directamente yo) y me dice “éste, el q te gusta” y me mete la mano por abajo y me toca la chota. Yo me quede un rato en silencio y le digo “bueno sí, no sé…” y me rio. Me dice “te va a gustar” entonces me doy vuelta con la poronga al palo y le digo “bueno dale”.

Javier

Directamente empezó a hacerme un pete, era hermoso, lo empezó con delicadeza, sentia la poronga bien tibia adentro de su boca y la lengua calentita q me acariciaba la chota. Después empezó a usar sus manos, mejor todavia; y me dice “si quieres puedes tocar el mio también”, entonces me incorporo y le desprendo el cinto, le desabotoné la bragueta del jean y ahí vi que venia demasiado bien calzado, bajo el bóxer y salta una chota gigante, blanca, recta y olía muy bien. Le empiezo a hacer la paja y el tipo estaba muy caliente. En un momento se da cuenta que estaba por acabar y entonces me dice “espera un momento por favor”, entonces lo dejo de pajear, y él sigue con el pete… Luego le dije “yo ya estoy listo” y me dice “bueno hazlo”.

Entonces se metió toda mi chota en su boca hasta la garganta y empezó a hacer algo con la lengua q me calentó demasiado y dejé largar toda la leche q tenia acumulada, era muchísimo, yo soy de acabar mucho pero esta vez era peor.

Él decidió que no quería acabar, se paró y se fue al baño. Cuando vuelve me dice “te gusto?” y le dije “si si muy bueno, gracias” (por que le agradecí?! no sé jajaja). Acomodamos todo y nos fuimos a dormir en habitaciones diferentes. Cuando estaba en la cama me lo imaginaba a él apareciéndose en pelotas con la tremenda chota colgado y pedirme q me trague la leche, pero no fue así. Al otro dia, me despierta y me dice “buen dia, estás bien?” y le digo “si, si, por?” “por lo de anoche, te gusto?” y le digo “si obvio” y me dice “querés más?” y le digo “no sé que más querés” y entonces se baja los bóxer y se mete en mi cama desnudo.

Hicimos una tremenda paja cruzada pero no pasó más de ahí y él tampoco pidió otra cosa. Además yo no me iba a dejar destruir el orto por él xq de verdad era demasiado grande y no hubiéramos podido. Pero ambos nos conformamos con esa paja cruzada y con nuestras leches en la panza de cada uno. Más tarde me bañé y desayunamos, me acompañó hasta la estación de tren y nos despedimos con un abrazo.

Hasta el día de hoy seguimos en contacto, pero a mi ya no me gusta tanto físicamente, pero siempre me ofrece un viaje a verlo a él, me dice que me paga el vuelo y todo… Pero no acepté… Todavia… Qué dicen ustedes?

Un abrazo grande y espero que la pagina tenga cada vez más visitas, los felicito…

Relatos de los lectores

Un lugar para que todos esos relatos que sean fantasías o no, puedan materializarse y compartirse con todos los demás… Historias que se repiten, pero que tienen el condimento único del que las escribe y las vive, Historias increíbles, y otras que se suman a una terrible y única realidad. Tus historias.

Compartir
Latest Comments
  1. Pablo
  2. Ivan
  3. Harry

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE